Un día en el que denunciar la violencia.

El pasado lunes 25 de noviembre se celebró el Día contra la Violencia de Género. Este titular es lamentablemente una realidad mucho más frecuente y extendida de lo que la mayoría, entre la que me incluyo, podría llegar a pensar.

Es un hecho que la violencia de género, o mejor dicho, violencia hacia seres humanos ya sean hombres, mujeres o niños, ha aumentado en número de sucesos y disminuido notablemente en cuanto a la edad de las víctimas, mujeres (o niñas) en su mayoría.
En este triste díá en el que se denuncia una violenta actualidad, es necesario promover una actitud atenta y responsable de empatía hacia las víctimas e intolerancia hacia los agresores. Para entonces trasladarla a todos y cada uno de los días del año.
Son situaciones realmente complicadas que arrastran heridas visibles e invisibles, por lo que una mirada orientada es la clave para ayudar a salir de ese bucle de violéncia a víctimas que quizá no saben aún que lo son.

Me siento especialmente sensibilizada con este tema desde que lo trato un poco más de cerca y estoy harta de verlo en las noticias de brazos cruzados. Se puede actuar y se puede ayudar. La seguridad, la autoestima y la valentía pueden surgir del conocimiento de técnicas de defensa personal. Saber cómo zafarse de un agresor con efectividad y sin el empleo de violencia ni fuerza es una herramienta poderosa. El aikido, como arte marcial basado en el desequilibrio y habilidad sin importar la desigualdad de fuerza o tamaño entre los oponentes se constituye como el método idóneo para empezar a plantar cara a esta terrible realidad.

Cogiendo prestadas unas palabas que dijo mi maestro Fernando Villasanta en el último curso de defensa personal “la violencia no se combate con violencia”.

 

Ágata.

Anuncios

Modalidades de violencia contra las mujeres

Existen seis modalidades de violencia contra las mujeres que son:

1. Maltrato físico: cualquier acto no accidental que provoque o pueda producir daño en el cuerpo de otra persona (empujones, empellones, tirones de pelo, bofetadas, golpes, patadas, quemaduras, mordeduras, estrangulamientos, puñaladas, mutilación genital, tortura y asesinato).

2. Maltrato sexual: cualquier actividad sexual no consentida (chistes y bromas sexuales, comentarios desagradables, exhibicionismo, llamadas telefónicas ofensivas, propuestas sexuales indeseadas, visionado o participación forzada en pornografía, tocamientos indeseados, relación sexual obligada,violación, incesto), todo ello dirigido a la ejecución de actos sexuales que la mujer considera dolorosos o humillantes.

3. Maltrato psicológico: actos o conductas que producen desvalorización o sufrimiento en una persona (chistes, bromas, comentarios amenazas, aislamiento, desprecio, intimidación e insultos).

4. Maltrato económico: desigualdad en el acceso a los recursos compartidos, negar y controlar el acceso al dinero, impedir al acceso a un puesto de trabajo o a la educación, negativa de derechos a la propiedad.

5. Malos tratos sociales: humillaciones, ridiculizaciones, descalificaciones y burlas en público, el varón se muestra descortés con las amistades o familia de ella, seduce a otras mujeres en presencia de la pareja o utiliza sus privilegios masculinos para que le sirvan.

6. Malos tratos ambientales: romper y golpear objetos, destrozar enseres, tirar las cosas de la mujer, son otra forma especial de violencia psicológica.

Cuando existe una relación de maltrato pueden producirse simultáneamente varios de los tipos referidos, si bien el maltrato psicológico está siempre unido en las situaciones de malos tratos físicos y sexuales.

Legislación sobre la violencia contra la mujer

A este respecto, el Manual de legislación sobre la violencia contra la mujer. ONU 2010 advierte:

No obstante, la legislación dedicada a las cuestiones de género en materia de violencia contra la mujer no permite el enjuiciamiento de la violencia contra hombres y niños y en algunos países puede impugnarse por considerarse inconstitucional. Varios países han adoptado legislación neutral con respecto a las cuestiones de género, que es aplicable tanto a mujeres como a hombres. Sin embargo, esa legislación puede ser objeto de manipulación por parte de quienes perpetran delitos de violencia. Por ejemplo, en algunos países se ha enjuiciado a las propias mujeres supervivientes de violencia por su incapacidad para proteger a sus hijos de la violencia. Asimismo, la legislación neutral con respecto a las cuestiones de género ha tendido a dar prioridad a la estabilidad de la familia por encima de los derechos de las personas demandantes/supervivientes (predominantemente mujeres) porque no refleja ni aborda específicamente la experiencia que las mujeres tienen de la violencia cometida contra ellas.

Cursos

Di NO Defiendete

Fernando villasantaclub de tenis muchamielEstaremos en el Club de tenis de Muchamiel.mapa club de tenis muchamiel di no defiendete

Proximamente estaremos impartiendo clases de reciclaje, seguiremos informando.El telefono de contacto es el que aparece arriba el 965 16 72 25, preguntar por las clases de defensa personal para mujeres y sin problema os van a informar, tambien podeis poneros en contacto medieante correo fernandovsanta@gmail.com o bien aikidoshogun@gmail.com gracias por estar con nosotros.

www.fernandovillasanta.es

Violencia de género

La violencia de género es un tipo de violencia física o psicológica ejercida contra cualquier persona sobre la base de su sexo o género que impacta de manera negativa su identidad y bienestar social, físico y/o psicológico.

Para la violencia ejercida por el sólo hecho de ser mujer, véase violencia de género.

La definición para el caso de los organismos oficiales, la violencia de género como concepto tendría su seno en las resoluciones 34/180 de 18 de diciembre de 1979 y 48/104 del 20 de diciembre de 1993 aprobadas por la Asamblea General de las Naciones Unidas; particularmente esta última —bajo el título Declaración sobre la eliminación de la violencia contra la mujer— define lo que se entiende como violencia contra la mujer, que permitiría contextualizar a la violencia de género para este grupo de personas:

«(…) “violencia contra la mujer” se entiende todo acto de violencia basado en la pertenencia al sexo femenino que tenga o pueda tener como resultado un daño o sufrimiento físico, sexual o sicológico para la mujer, así como las amenazas de tales actos, la coacción o la privación arbitraria de la libertad, tanto si se producen en la vida pública como en la vida privada» (Asamblea General de la ONU. Resolución 48/104, 20 de diciembre de 1993).

Tal declaración no definió específicamente el concepto «violencia de género», ni tampoco el documento emanado de la Cuarta Conferencia sobre la Mujer celebrada en Beijing en 1995 que utilizó a la violencia «desde la perspectiva de género» como elemento estratégico para promover la igualdad entre mujeres y hombres.

En el informe del Secretario General en adelanto del período de sesiones en aplicación de los resultados de la Cuarta Conferencia Mundial sobre la Mujer y del vigésimo tercer período extraordinario de sesiones de la Asamblea General, titulado La mujer en el año 2000: igualdad entre los géneros, desarrollo y paz para el siglo XXI, se reconoce la importancia de la aclaración del concepto «violencia por motivos de género» hacia las mujeres, siguiendo la lógica de la recomendación general No. 19 (1992) del Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer:

«violencia por motivos de género es una forma de discriminación en el sentido de la definición del artículo 1 de la Convención y que la discriminación contra la mujer es una de las causas principales de dicha violencia. Por otra parte, destaca que la violencia por motivos de género impide gravemente que la mujer goce de derechos y libertades en pie de igualdad con el hombre. La recomendación general N° 19 sitúa la violencia por motivos de género en el marco de los derechos humanos. Los Estados, los organismos del sistema de las Naciones Unidas, las organizaciones no gubernamentales y la sociedad civil, así como los investigadores y las mujeres individualmente utilizan este marco para prevenir y combatir la violencia contra la mujer y para mejorar la rendición de cuentas».

A principios de la década de 2000, el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados señaló que la violencia de género podía catalogarse como una violación de los derechos humanos, e indicó que este flagelo afectaba a mujeres, hombres, niños y niñas, aunque son ellas las que predominantemente son víctimas. Este organismo indica que es un tipo de violencia «que se dirige en contra de una persona sobre la base de su género o sexo», definición que es compartida por diversas organizaciones internacionales, entre ellas la UNICEF, la agencia europea EIGE —que asesora a la Comunidad Europea y sus estados miembros en materias de igualdad de género—, The Women’s Health Council y el Departamento de Justicia e Igualdad de Irlanda, la Corte Penal Internacional, el Consejo Internacional de Organizaciones Voluntarias o Human Rights Watch.

Respecto al Estatuto de Roma, cuando hace referencia a la violencia de género en los artículos 42(9), 54(1a) y 68(1), el término «género» debe entenderse exclusivamente como un término que «se refiere a los dos sexos, masculino y femenino, en el contexto de la sociedad» según lo que señala el artículo 7(3); así, la violencia de género:

«(…) engloba cualquier acto perjudicial perpetrado en contra de la voluntad de una persona y basado en las diferencias de atribución social (género) entre hombres y mujeres. Los actos de VG violan un determinado número de derechos humanos universales protegidos por las convenciones y los instrumentos internacionales. Muchas formas de violencia de género —si bien no todas— se consideran ilegales y actos criminales en las políticas y leyes nacionales» (UNFPA, 2012).

Plataforma Di NO Defiéndete

Plataforma creada Fernando Villasanta, 5º Dan de Aikido con más de 20 años de experiencia como maestro de artes marciales en Alicante y pionero en la lucha e implicacion contra la violencia de genero desde el Aikido. Respaldado por la Asociacón Cultural Aikido Shogun y Aikido y Budo España, organizan cursos gratuitos y de reciclaje (para no olvidar lo aprendido y conseguir una respuesta inmedita) para mujeres bajo el lema Di NO Defiéndete.cropped-cropped-carteldino.jpgEspero poder aportar información tanto teorica como práctica con la que poner un granito de arena más para decir No a la violencia en general y en este caso en particular.